¿Tienes un vehículo comercial? Aprende como alargar la vida útil de tus vehículos comerciales

Muchas veces los vehículos representan la fuente laboral de sus propietarios, de ahí la importancia de extender al máximo su vida útil y buen funcionamiento. Para conseguir tal objetivo, expertos recomienda seguir los siguientes consejos.

Si un auto de uso doméstico requiere de ciertos cuidados para mantenerlo en óptimas condiciones mecánicas, un vehículo comercial necesita el doble de atención debido a su uso exhaustivo, el que con el paso del tiempo puede generar desperfectos.

En ese sentido, uno de los puntos clave para alargar la vida útil de los vehículos comerciales es realizar las mantenciones periódicas correspondientes. Con esta simple acción se puede lograr un correcto funcionamiento además de rentabilizar mejor la forma de operación y reducir los riesgos de fallas.

Es por eso que en esta lista te invitamos a conocer algunos consejos para el cuidado de tu vehículo pasando por neumáticos, frenos, líquidos e incluso seguros ante cualquier incidencia.

Qué revisar

Líquidos: Se encargan de reducir la fricción entre dos superficies metálicas y proteger los órganos mecánicos del desgaste y la corrosión, ayudando también a su limpieza y refrigeración. Asimismo permiten alargar la vida útil de los componentes lubricados. De esta manera aconseja revisar periódicamente el nivel del aceite de motor, líquido de frenos, refrigerante y aceite de motor. En caso que algún nivel se encuentre por debajo o sobre el máximo recomendado, es necesario llevar el coche donde un experto.

Frenos: Como en todo auto, el sistema de frenos es de vital importancia para la seguridad de los pasajeros y peatones. Sin embargo en vehículos comerciales, que suelen andar cargados, se necesita de mayor cuidado debido a que la presión de frenado es mayor. Este factor incide en un mayor desgaste de los frenos, disminuyendo proporcionalmente su vida útil. Por lo mismo, se recomienda aplicar técnicas de frenado de motor, que ayudan a extender la duración de los primeros, y a no sobrecargar los vehículos. Además los expertos recomiendan no dejar pasar mucho tiempo para revisar el sistema completo.

Seguros que pueden ser de utilidad: Los seguros que ofrecen las empresas también son de utilidad en el caso de los vehículos comerciales y en ese sentido Gustavo Espósito, Director de Negocios de Empresas y Personas de Seguros SURA, sostiene que “el vehículo representa una herramienta clave para el desarrollo del negocio de nuestros clientes”. De la misma forma resalta que SURA posee “productos que brindan protección para vehículos livianos, pesados, flotas de vehículos mixtos, así como soluciones orientadas a la protección en ámbitos de la responsabilidad civil, seguros para la carga que transportan los vehículos, y cobertura ante accidentes personales de quienes conducen los automóviles”. Además explica que “contar con la protección que brinda un seguro le permite al cliente y empresa dos cosas fundamentales. Primero, hacer frente a los inconvenientes que pueden ocasionarse producto de un siniestro, como daños al vehículo o el robo del mismo, y darle continuidad a su negocio sin importar lo que ocurra. Y segundo, le permite proteger su patrimonio, como por ejemplo en el ámbito de la responsabilidad civil, más aún cuando en muchos casos el patrimonio de la empresa o Pyme es el del cliente mismo”.

Neumáticos: En el caso de los vehículos comerciales es necesario revisar de manera constante la profundidad de los neumáticos debido a la cantidad de kilómetros que pueden recorrer diariamente en distintas condiciones de suelo. Lo que hay que tener claro es que la profundidad mínima permitida por la ley es de 1,6 mm, pero los expertos siempre recomiendan tener una mayor cantidad de profundidad para evitar accidentes durante la marcha, sobre todo en piso mojado. De la misma forma la Comisión Nacional de Seguridad de Tránsito (Conaset) explica que para que el neumático tenga un frenado, agarre y direccionalidad ideal, los surcos de rodamiento deben tener una profundidad mínima aconsejable de 3mm.

Mantenciones: Aunque parezca obvio, realizar las mantenciones según lo indica el fabricante es fundamental para que el coche no presente fallas. Pero en el caso de los vehículos comerciales se aconseja realizar mantenimientos preventivos debido al desgaste que presentan por su mayor uso en comparación a un auto doméstico.

¿Tú que opinas? Esperamos tus comentarios.
Fuente: Emol.com

¡Haz clic para calificar esta publicación!
[Total: 0 Promedio: 0]

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *